Los anónimos (Haití)

Si ya se trataba de un lugar desfavorecido, ahora lo es doblemente. Si el hambre y las enfermedades eran protagonistas indiscutibles del día a día de los residentes en Haití, ahora se le suma el desastre y la desesperación como coprotagonistas.

Y os voy a contar una anécdota para que comprendáis el egoísmo intrínseco de los seres humanos (no de todos, por supuesto, pero sí de la mayoría). Iba yo con una compañera de trabajo que me lleva en su coche cada día con Jiménez Losantos (que horror, esto ya dice mucho de ella) en la radio, cuando de repente escuchamos las noticias, hablan de Haití, sobre lo ocurrido, ofrecen algunos detalles, se dibujan en mi cabeza todas esas imágenes de niños y niñas huérfanos que lloran solitarios/as entre los restos, de mujeres y hombres buscando en rostros desfigurados a sus familiares fallecidos, de perros, gatos, pollitos, gallinas, vacas moribundos que no recibirán ayudas ni menciones especiales, de una civilización arrasada de la que no quedan más que la ceniza, del color grisáceo y polvoriento que debe haber quedado como último paisaje… Y me estremezco. Me dan ganas de llorar. La impotencia me inunda. Pienso en cómo podría ayudar (dinero, adopción, presentarme allí y hacer algo..) y entonces la compañera de trabajo me habla, se dirige a mí, bajo de esa ensoñación preocupante y la oigo decir: “Bueno, y lo peor de todo esto es que allí al parecer hay dos personas españolas que son de esta ciudad”.

Ante semejante estupidez le respondo (siento si fui fría): “A mí que sean de aquí me da exactamente igual, lo que me duele es que algo así haya arrasado con miles de vidas, que además ocurra en un país dónde no han conocido la justicia, la felicidad, el bienestar, no me dan más pena los españoles, si algo me apena es que si se morían de hambre ahora se mueren de desesperación”.

Y la pregunta que me hago es: ¿Por qué a la gente solo le importan sus más semejantes? ¿Cómo ante semejante desastre SÓLO piensan en los tres españoles (3 o 111, qué más da)? ¿Acaso tienen más valía los blancos españoles que las personas de color nativas de Haití? ¿Acaso es más doloroso que fallezca un español/a que un haitiano/a? ¿Acaso merece más un haitiano/a morir que un español?

Y esto no solo se ha dado ante el problema de Haití, lo he escuchado tantas veces… Las noticias se llenan de muertes, y solo se hacen programitas especiales y se le dan nombre a los fallecidos españoles. A los demás se les mete en el saco de “civiles muertos”, de Irak, de Afganistán, de … ¿qué más da? civiles muertos anónimos que no importan tanto como los de aquí.

Anuncios

Un comentario en “Los anónimos (Haití)

  1. hola
    valla tragedia la de taiti. lo q da mas pena es q estas catastrofes siempre pasan en los paises mas pobres…
    para darnos cuenta del egoismo q hay no hace falta mirar a taiti, tenemos el egoismo en cada poro de cada ciudad española, pq parece ser q como mejor vivimos es pisando al de al lado y somos felices si somos mas q los demas.
    asi va el mundo, no se donde vamos a llegar, y la tragedia de todo q es asi, y q el egoismo esta presente.

    besos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s