De esta profesión que me aburre…

En relación con mi extenso escrito anterior en el que os relataba cómo mi vida laboral me deprime y ha llegado a asfixiarme, escribo este para exponer un ejemplo de detalles que aún me afligen más.

He estado metida en una organización animalista durante unos años, lo cual me proporcionó la posibilidad de ver de primera mano el enorme sufrimiento (inimaginable hasta que no se ve) que padecen los animales no humanos, he visto mataderos, animales abandonados, animales usados para la experimentación, animales explotados y asesinados por su piel etc. Y es una injusticia tan grande, es tal el dolor que puede provocarme un individuo indefenso ante una situación habitual de explotación que casi nada es comparable. Por otra parte he visto también el sufrimiento de miles de humanos en distintas partes del planeta, he comprobado cómo no hay medicamentos para niños y niñas (y adultos) que se mueren agonizantes de SIDA, o cómo se puede una persona morir lentamente de hambre, de sed, o de una paliza propinada por su marido. He visto cómo el mundo frivoliza con los inmigrantes, cómo millones de personas dejan absolutamente todo para ir a otro país y conseguir algo mínimo que enviar posteriormente a sus familias, y se topa con un país que les señala y que les recuerda cada día que deben ser perfectos para ser admitidos (a veces ni siendo perfectos logran ser aceptados y respetados). He visto cómo numerosas mujeres (incluso menores de edad) son vendidas, esclavizadas, robadas, maltratadas. He visto (imagen diferida, lógico) a chicos homosexuales (y chicas) morir asesinados por ser gays en un país que no les respeta.

He visto mucho. Y he tomado desde hace años conciencia sobre ello.

Y sin embargo, chicas, hoy voy a un Claustro de la escuela donde trabajo y me encuentro con algo absurdo (COMO SIEMPRE). En dicha reunión se ha mantenido un debate / conversación de una hora y cuarto! sobre el siguiente tema: “que pena y que trauma sufren los niños cuando pasan del edificio de educación infantil al edificio de educación primaria”. Guau. Menudo problema. Todo el debate, toda la preocupación giraba entorno a que los niños/as en Educación Infantil juegan mucho, y cuando llegan a Primaria deben cambiar de clase y edificio y además les dejan jugar menos tiempo. Y para el sector magisterio ESO es un super problema que hace desgraciados/as a los pobres niños/as (niños/as, además, que pertenecen a un nivel socioeconómico muy elevado).

Entenderéis que sigo sin encajar ni encajaré en este puzzle aburrido.

Anuncios

5 comentarios en “De esta profesión que me aburre…

  1. Quizá necesitas un cole en el que haya más marcha… No todos los niños que viven en España se traumatizan por ridiculeces… muchos de ellos tienen problemas graves, y según los vas conociendo, te quedas petrificada con la idea de sus pequeños grandes dramas. Yo no entiendo cómo cabe tanto en tan pocos años (y tan poco cuerpo… a veces). Hay un “cuarto” mundo aquí al lado… incluso entre tanto niño mimado.

    (pero bueno, que entiendo tu hartura, yo también he salido de claustros tirándome de los pelos… ).

  2. Pues chica, podemos montar el club de las desencajadas 😉

    ¡¡¡ARRIBA, ARRIBA que el mundo te necesita!!! 😉

    Que lo que te rodea sea aburrido, una mierda, un asco… no te tiene que impedir pasartelo bien en esta broma cósmica llamada vida, joe que son dos días y se pasan muy rápido.

    Mirá yo trabajo en la administración de presunta justicia que esta hecha unos zorros, pero no pienso permitir que mi trabajo me quite la alegría de pasarmelo bien en esta vida. Vale, hay días que lo llevo mejor y otros peor, pero de cada uno de nosotros depende nuestra felicidad, dar la vuelta a las cosas y echarnos unas risas.

    TODO ES CUESTIÓN DE ACTITUD 🙂

    Saludos,
    Veganos 😉

  3. ¡¡Pero si ayer deje un comentario!!
    ¡¡¡Dónde está!!!
    En fín, que todavía soy novata y se nota.

    Que el mundo es una mierda, pues sí, que la vida nos da hostias, pues sí… pero sólo de ti y repito de ti, depende tu felicidad y alegría de vivir, todo depende de la actitud que tu tengas.

    Yo trabajo en justicia, está hecha unos zorro, tenemos problemas muy muy gordos, muchas veces lo paso muy muy mal, pero eso no me va a quitar las ganas de pasarmelo bien en mi curro, tendré mis altos y mis bajos, pero tengo claro que para cuatro días que estoy en este mundo voy a estar dando guerra y pasandomelo de miedo, por muy putas que la vida me lo hace pasar a veces.

    Saludos, 🙂
    Veganos

  4. Me he leído unas cuantas entradas, y me ha encantado descubrir cuánto de ti (de esa ‘tí’ que yo no conozco) se desprende de ellas. Así que yo también te felicito, por un blog tan sincero y tan personal.
    Estoy deacuerdo con Encantada en que existen verdaderos dramas en la vida de algunos niños…así que, en ese sentido, piensa que es una suerte que haya profes tan concienciadas como tú en tratar de evitar tanto daño y tanta injusticia…puedes llegar a ser muy importante para algun@ de tus alumn@s.
    Aunque, en general y por lo que he leído tuyo…¿por qué no intentas buscar otro colegio en el que estés más cómoda?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s