De emociones, tormentas y dragones

Necesidad de escribir, de escribirlo todo y olvidarme los detalles. Inquietud de ser yo misma, de ser quien he sido. Avidez por encontrarme, por reconocerme, por volver a reír a carcajadas. Miedo de equivocarme, de no ser yo camino del espejo, de hacerme añicos el alma, de no vivirme ni acordarme de mí misma. Cansancio de este estado de ansiedad y tristeza que me persigue desde hace casi un año y medio, me persigue y me atrapa sin esfuerzo. Esperanza de verme de regreso con una sonrisa real en mis labios.

“Tienes un cuadro de ansiedad y estrés serio” -ha dicho ella (la psicóloga)-.

En menos de dos años mi vida ha cambiado una y otra vez, y en todos los terrenos: familiar, sentimental, amistoso, laboral, físico (casas/ciudades) y me ha pasado factura. Si se contase en números serían múltiples las cifras que se suman. Y debo aprender a cuidarme, a no hacer caso de las presiones ubicadas sobre mi pecho y mis decisiones, a vivir la vida que deseo con o sin la aceptación de todo el mundo, a mirarme hacia dentro y responderme, a decir no todas las veces que haga falta, a recuperarme anímicamente de las tormentas, a dejarme ayudar un poquito y sin impaciencias.

Y es que me encuentro en un torbellino extraño en el que no estuve antes, no he tenido tiempo para adaptarme a todos los cambios, los procesos de cambio no han sido zanjados sino que constantemente varían y me sitúan de nuevo en el inicio de todo. Y he querido creer que el tiempo me colocaría en mi sitio, que me llegarían recompensas mágicas por todo lo sufrido y… no. Primero hay que plantarse y enfrentarse a las batallas para recuperar la calma y la seguridad en una misma, y después se lucha por los sueños que aunque ahora adormecidos, siempre anidaron en mis entrañas.

Los hay que siempre viven afligidos/as, subterráneos/as y se asumen así. Yo no sirvo para recogerme las lágrimas, yo quiero una felicidad sencilla, compleja, infinita… M

Estoy triste, sí. Aún queda trayecto para estar FELIZ. Pero el proceso lo vivo esperanzada y con la compañía de mi pareja, una mujer maravillosa que respira conmigo y a la que adoro. Un camino, un proceso y mientras tanto me entretengo ensayando mi sonrisa (para un futuro).

Anuncios

6 comentarios en “De emociones, tormentas y dragones

  1. en algún momento la vida se estabiliza. mientras, no sólo ensayes tu sonrisa para el futuro feliz y estable, sonríe en medio del torbellino, porque sonreír siempre es la mejor respuesta.
    te arrugas menos (las líneas de sonrisa son líneas de expresión, no arrugas), el torbellino se ilumina con el reflejo de tu blanca dentadura, y siempre habrá alguien pendiente de tu sonrisa… generalmente esa persona es quién te ama, pero cómo sabes? tal vez tu sonrisa ilumine también el torbellino de alguien más.
    🙂

  2. Te deseo mucha fuerza para este camino hacia el espejo. Ir a una psicóloga es un paso importante (yo también lo di, hace unas semanas) y espero que ella te ayude a dar los pasos correctos (¡o los que más lo parezcan!). Un abrazo fuerte 🙂

  3. A “Manu”: gracias por tu afecto, tus palabras y tu apoyo. Intentaré seguir tu consejo. Un abrazo!!

    A “Encantada”: No sabía que también acudías a una psicóloga, yo también pienso que es un paso acertado. Te agradezco mucho tu cariño y tu mensaje. Espero que encontremos esos pasos correctos que seguir y sentirnos mejor. Gracias. Un abrazo fuerte

    • sólo por unirme al club diré que yo igual fui, de hecho 3 veces en mi vida. o sea no 3 veces, sino en 3 momentos de mi vida, con 3 psicólogxs distintxs, por 3 motivos distintos.
      y todas las veces, decisión acertada/paso correcto.

      un abrazote!

  4. Hola:
    No suelo comentar siempre, y sin embargo, te digo que es normal que, como sólo somos seres humanos, a veces nos sentemos a contemplar el mundo… pero otras veces el mundo nos sienta y nos contempla a nosotras. Es normal.
    Lo importante es no dejar-nos permanecer en este último estado mucho tiempo, y levantarnos, y salir a la calle o de donde queramos, y defender la alegría -como Machado-, que es nuestro derecho, que es nuestro deber,… con más razón cuando tenemos a otras personas que nos motivan para tratar estar mejor.
    Un saludo y mucha fuerza,
    Valentinca

  5. A “Valentina”: Gracias por visitarme y más aún por dejarme tu opinión, gracias también por tu apoyo y ánimo!!!

    A “Manu”: Me alegra saber que te ayudaron, yo espero sentirme mejor aunque falta mucho, sé que falta un buen tramo. Gracias por tu cariño.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s